Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Cultivando una vida de Oración – Devocional Cristiano

Tema: “Cultivando una vida de Oración”

Texto: Colosenses 4:2

“Perseverad en la oración, velando en ella con acción de gracias”

¿Te ha pasado que no te dan muchas ganas de orar?, ¡Si!, hablo de esos momento en los cuales tu sabes bien que tienes que dedicar a la oración, pero que aun así, no sientes la mas mínima ganas de orar.

Y es que hay algo importante que debes saber sobre la vida cristiana, y es que la ORACIÓN será tu pulmón para andar en el camino correcto, pero sinceramente hay momentos en los cuales por el cansancio del día, por el mal humor que tenemos o simplemente por “evitar la fatiga” no queremos dedicar ni un mínimo tiempo a la oración.

Y ¡Ojo!, cuando hablo de dedicar también a la oración no hablo de PEDIR y PEDIR, pues muchos de nosotros tenemos el concepto que orar es nada mas para pedir, cuando realmente la oración es una comunicación que deberíamos tener con Dios, no solo para pedir, sino para hablar con El, contarle nuestros mas íntimos secretos y sueños, aun cuando sabemos que El los sabe, pero que quiere escucharlos de tu propia voz.

¿Cómo saber que una persona no ora o no tiene un habito diario de oración?, tan simple como escucharlo orar, te voy a dar un secreto, no para que critiques, sino para que te des cuenta de los errores en que muchas veces caemos por no cultivar una vida de oración.

Para saber si una persona tiene una vida de oración o no, basta tan solo escuchar como ora, si al orar esta persona repite palabras cientos de veces, es señal que no esta acostumbrado a orar, ¿Has escuchado oraciones como esta?: “Señor, te pido Señor, que seas tu Señor, el que bendiga Señor, la vida Señor, de los hermanos Señor, porque Señor, necesitamos Señor, que seas tu Señor, el que obre Señor”. Dijo: “Señor” como quinientas veces y no se le entendió nada de lo que dijo, esa es una señal de que no esta acostumbrado a orar o en algunos casos no mantiene una vida de oración constante.

Hay un dicho que dice: “mira con quien andas y te diré quien eres”, yo tomaría el sentido de ese dicho para referirme a la oración, y diría: “dime lo que oras y te diré si en verdad oras”. Y es que hermanos amados, no debemos olvidarnos de la oración, aun cuando no tenga la mas mínimas ganas de orar.

Yo se que es no tener ganas de orar, yo se que es prometerle al Señor que a partir de tal día comenzare a orar mas, yo se que es todo eso y por esa razón te motivo a que elimines de tu vida esa haraganería espiritual que no te permitirá alcanzar muchos sueños en el Señor, pues algo básico para alcanzar nuestros mas anhelados sueños en el Señor es la vida de oración que tendremos.

Muchos quieren tener una gran unción, otros sueñan con ministerios internacionales, uno que otro en ir al África a conquistar almas, pero yo te pregunto: ¿Cómo esta tu vida de oración?, Dios utilizara mas a aquellos que lo busquen y anhelen su presencia, ¿Cuánto estas anhelando su presencia?, ¿Realmente mueres por ganas de doblar rodillas y ponerte a clamar?, pues para alcanzar grandes metas se necesita pagar los precios de la continua comunión con el Señor.

¿Cómo una persona puede ser usada por Dios en gran manera?, tan fácil como que esta persona busque de Dios, cultive una vida de oración, cultive una vida de lectura de su Palabra, cultive una vida de servicio y sobre todo que este con un corazón dispuesto a ser usado.

Muchos de nosotros tenemos el corazón dispuesto para ser usados, quizá para sanar enfermos, levantar muertos u otra acción que denote el respaldo tremendo de Dios, pero ¿Se lograra esto sin haber cultiva antes una vida de oración?, personalmente creo que no, que el respaldo de Dios viene a través de la comunión que yo mantenga con El, pues nada viene por si solo, todo depende de El y es por El, por lo tanto necesitamos urgentemente entender la importancia que es cultivar una vida diaria de oración.

Amados hermanos, no me cansare de motivarlos a orar, aun cuando no den ganas de hacerlo, para orar no se necesitan ganas, sino mas bien un comprensión de lo que esto significa y de los frutos que me dará cuando cultive esa vida de oración que Dios tanto anhela para mi vida.

Un cristiano sin una vida de oración, es una marioneta andando, que se mueve por si sola, pero que realmente esta vacía por dentro, pues la oración es base fundamental de la vida cristiana, definidamente NO PODEMOS VIVIR SIN ELLA.

Leer el resto de la entrada »

¿Cuánto tiempo estas dedicando a la Oración? – Enrique Monterroza

¿Cuánto tiempo estas dedicando a la Oración?

Mateo 26: 41

“Velad y orad, para que no entréis en tentación; el espíritu a la verdad está dispuesto, pero la carne es débil”.

Hay por lo menos tres cosas vitales para la vida del cristiano que son: Leer la Palabra de Dios, Congregarse y Orar. Todo aquel que quiera mantener una vida en comunión real con Dios debe preocuparse por cumplir estas tres cosas ya que de ellas dependerá su bienestar espiritual. En esta ocasión me quiero referir a la oración.

¿QUÉ ES ORAR?

Orar es hablar con Dios de una manera entendible, sin necesidad de usar palabras rebuscadas de un diccionario, simplemente es entablar una conversación entre Dios y tu. Esa oración no necesariamente tiene que ser repetitiva, sino que lo importante será, la sinceridad de palabras y la disposición de tu corazón.

¿CÓMO ESTA TU VIDA DE ORACIÓN?

Muchos se excusan en decir que no oran porque Dios ya sabe cuales son sus necesidades, si bien es cierto Dios es Omnisciente es decir que lo sabe TODO, eso no quiere decir que no tengas que orar, porque si fuera así, ¿Por qué entonces oraba Jesús?

Jesús es un ejemplo vivo de una vida de oración en varios pasajes de los evangelios podemos notar como siempre apartaba un tiempo para orar, es mas motivaba a sus discípulos a que oraran para que no cayeran en tentación, una muestra mas por lo que debemos de orar.

Ahora bien, ¿Cómo esta tu vida de oración?, si pudiéramos poner nota a tu vida de oración ¿Cuanto le pondrías?, ¿10?, ¿9?, ¿8?, ó siendo realmente sincero andas por el ¿5?, ¿4?, ¿3?, ó para ser mas realistas quizá andas rozando el ¿0?

No se trata de señalarte o avergonzarte por la vida de oración que llevas, sino mas bien de hacerte recapacitar sobre la importancia que esto tiene en la vida espiritual.

Amado hermano, no puedes llamarte cristiano cuando realmente no estas buscando parecerte a Jesús y eso implica parecerse a El en la vida de oración que mantenía, la voluntad de nuestro Padre es que lo busquemos, pues hay promesas maravillosas para aquellos que lo buscan.

Quizá últimamente te has sentido débil ante la tentación, quizá te has sentido sin fuerzas o muy cargado por las cosas de la vida, yo te pregunto: ¿Cómo esta tu vida de oración?, lastimosamente la mayoría de nosotros cuando nos sentimos débiles, cansados o turbados, dejamos de orar, dejamos de tener la comunión necesaria con nuestro Padre para podernos fortalecer, error que el enemigo aprovecha para querer sacar ventaja y terminarnos de hundir.

Es momento de comenzar a cultivar una vida diaria de oración, pues Jesús fue enfático en recomendar a sus discípulos a que oraran. La oración es fuente de victoria, porque a través de ella podemos fortalecer nuestra relación personal con nuestro Señor y con ello hacernos más fuertes para poder resistir las asechanzas del enemigo.

Leer el resto de la entrada »