Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Mensajes Cristianos: La Depresión

La Depresión

la depresion¿Qué es la depresión?

La depresión afecta el cuerpo, el ánimo y los pensamientos. Puede afectar la manera en que te sientes sobre ti mismo y sobre los demás. Si no se somete a tratamiento, puede afectar el trabajo, la familia, los hábitos del comer, el dormir y la vida en general. No es posible ignorar la depresión y pensar que desaparecerá con el tiempo. Los síntomas pueden empeorar con el paso del tiempo. Es importante buscar tratamiento, ya que la mayoría de las personas afectadas pueden seguir una vida plena una vez que inician el tratamiento. Quien sufra de depresión tiene sentimientos de desesperanza y desesperación que pueden llegar a obstaculizarle muchos aspectos de la vida incluso llevarlo al borde de suicidio o desear la muerte, opinión médica sacad de internet. Esa es la opinión de expertos que trabajan con la depresión.

Leer el resto de la entrada »

Depresión – Mensajes Cristianos

Depresión

La depresión es una enfermedad que ataca más a las mujeres que a los hombres ya que el factor hormonal es decisivo: el ciclo menstrual, el embarazo, el periodo posparto, el aborto y la menopausia añadiéndole su gran numero de responsabilidades a que se exponen tales como: trabajo fuera y dentro de casa, cuidado de los hijos y/o padres ancianos, problemas de comunicación con la pareja, madres solteras, etc. Una persona deprimida se siente desanimada y triste, con mucha tendencia al desinterés. Se pierde la perspectiva de la vida, de su trabajo y muchas veces hasta de su familia. La persona deprimida es demasiado sensible a lo que los otros dicen o hacen. El agotamiento físico puede causar depresión, metas no alcanzadas pueden causar depresión, perdida de un ser querido pueden causar depresión. Existen un sinnúmero de situaciones las cuales son las causantes de la depresión.

Leer el resto de la entrada »

La Depresión – Serie: Poniendo nuestras emociones bajo control

Serie: Poniendo Nuestras Emociones bajo Control

Conferencia Nº 3

Por Wuilmar José Lorca

Texto: Salmo 42:5

“LA DEPRESIÓN”

“¿Por qué te abates oh alma mía, y te turbas dentro de mí?…” (Sal. 42:5). Al igual que este salmista, muchos hombres de los tiempos bíblicos pasaron por el “pantano del desaliento”. Personajes como Moisés (Números 11:10-15), Elías (1Reyes 19:3, 4, 10, 14) y hasta Juan el Bautista (Mt. 11:2-3)

I. ¿Qué es la depresión?

a) La Asociación Nacional de Salud Mental, define la depresión como: “un estado emocional de melancolía y tristeza que va desde un leve desaliento y desánimo hasta sentimientos de desvalimiento y depresión”.

La depresión afecta la disposición entera de la persona, determinando como se ve a sí misma, a sus circunstancias y a los demás. La persona deprimida tiene un concepto pesimista de la vida; le parece que todo es gris o negro. Piensa que todo cuanto hace le sale mal, y se siente incompetente, inadecuada e indigna de amor.

II. ¿Cuáles son los síntomas de la depresión?

Estos variarán según la intensidad de la depresión. Por lo general la persona experimentará los síntomas siguientes:

a) Pérdida del apetito y por ello la pérdida de peso en un tiempo relativamente breve.

b) Trastornos en los hábitos de dormir. Algunos dormirán mucho y se despertarán sin sentir descanso alguno. Pero la mayoría sufren insomnio.

c) Sentimientos de culpa e indignidad. Tiene a exagerar sus deficiencias y a pensar que merece castigo por sus faltas o por no haber alcanzado sus metas.

d) La apatía, el desgano y la actitud de “no me importa”. Los que pasan por estados de depresión tienden a descuidar su apariencia, pierden interés en su trabajo, y hasta en su recreación favorita. Por lo general cesa el impulso sexual.

e) Ensimismamiento. Tiende a aislarse del compañerismo con otras personas, aún con los miembros de la familia.

f) Tristeza profunda y constante. El abatimiento está arraigado en su corazón.

g) Desesperanza. Siente impotencia de enfrentar su situación.

h) Dolencias físicas varias: dolores en general, mareos, palpitaciones cardiacas, dificultades respiratorias, presión en el pecho acidez estomacal y estreñimiento.1

Todos en alguna ocasión experimentamos momentos de melancolía. Nos sentimos tristes y abatidos. Podemos retirarnos a un silencio temporal y reflejar un malhumorado estado de ánimo.

Esto puede considerarse “normal” en la vida de una persona cuando dura uno o dos días. Por regla general los terapeutas dicen que toda depresión que dure más de cuatro días debe recibir atención profesional.

Leer el resto de la entrada »