Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Confiando a pesar de los obstáculos

Confiando a pesar de los obstáculos

Confiando-a-pesar-de-los-obstaculos

La mayoría de nosotros vamos por la vida afligidos, angustiados, preocupados, desesperados y toda clase de sentimientos causados por la impotencia ante cierta dificultad. Vivimos pendiente de todo lo que nos rodea y cuando las cosas no salen como quisiéramos nos inundan diferentes sentimientos que lo único que hacen es robarnos la paz que Dios quiere que mantengamos en nuestra vida.

A través del tiempo he aprendido que el angustiarme o preocuparme al extremo no ayuda a resolver mis problemas, sino que al contrario, suma más problemas. Y es que cuando perdemos la paz dejamos que el problema gobierne nuestra vida, y cuando el problema gobierna nuestra vida nos olvidamos de deleitarnos en Dios.

Leer el resto de la entrada »

Silencios prolongados

Silencios prolongados

Silencios-Prolongados

Las cosas no salen como lo esperabas, una desesperación inunda tu cuerpo, tu mente capta solamente el mismo pensamiento, ese que una y otra vez trata de descifrar la forma correcta de salir de tanto problema que hoy enfrentas pero que sin embargo no le encuentra solución.

Y es que hay momentos en la vida en donde pareciera que todo se pone en tu contra, esas rachas en donde todo se pone de mal en peor y en donde surge una pregunta desesperada: “¿Dónde está Dios?”, y es que pareciera que Dios se esconde, y es que su silencio a veces se siente hasta doloroso.

Sé lo que se siente, yo mismo he estado parado allí en ese mismo momento en donde todo se pone en contra, en donde tratas de analizar qué hiciste mal o tratas de razonar el por qué de las cosas sin encontrar una respuesta. Esos momentos en donde pareciera que Dios se ha ocultado y a pesar que clamas no recibes una respuesta.

Leer el resto de la entrada »

Todo por amor a Él – Reflexiones

TODO POR AMOR A EL

por amor a Dios¨Jesús le dijo: Amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente. Este es el primero y grande mandamiento¨

Mateo 22:37-38 (RVR1960).

Una de las cosas que demuestra nuestro amor a Dios es entregarlo todo y dejarlo todo por causa de Él. Nuestro padre le interesa todo lo referente a nosotros, hasta el más mínimo detalle.

Si bien es cierto cada día que pasa es una prueba para los hijos de Dios, unas más complejas que otras; Pero pruebas al fin, las cuales nos hacen dudar, temer, sufrir, pero las fuerzas de nuestro Dios nos abraza y nos levanta.

Leer el resto de la entrada »

Su deleite es bendecirte

Su deleite es bendecirte

“Exaltado sea el Señor, quien se deleita en el bienestar de su siervo.”

Salmo 35:27 (Nueva Versión Internacional)

Nuestro Dios no solamente bendice, más se deleita en hacerlo. Y más con Sus hijos. La misericordia y amor de Dios son infinitos. Él es la fuente de todo. Y se agrada en bendecir. Desde el más grande hasta el más pequeño. A aquellos que le conocen y a aquellos que no le conocen. Incluso a los animales. Dios hace que el sol salga tanto para justos cómo para injustos. Él bendice con el regalo de la vida a aquellos que habrán de reconocerle cómo Único Dios al igual que aquellos que se negarán a hacerlo. Nuestro Dios tiene cuidado de la vegetación, incluyendo en Su ley la protección de ella (Deuteronomio 20:19). Nuestro Dios bendice incluso a los animales. Importándole a Él su bienestar y valorando lo que ellos hacen por el hombre (Deuteronomio 25:4). La naturaleza de Dios es bendecir, pero más aún, se deleita en bendecir a los suyos. Si Dios se deleita en bendecirnos, entonces no debemos dudar respecto a las bendiciones que anhelamos. No obstante busquemos estar alineados con las bendiciones que quiere Dios para nuestras vidas.

Leer el resto de la entrada »

¿Quién dice que pecar es desagradable?

¿Quién dice que pecar es desagradable?

pecadoSi el pecado fuera desagradable a simple vista, tal vez nunca pecaríamos, pero somos tan egoístas que lo único que nos interesa al momento de que el pecado se nos presenta de frente, es satisfacer los instintos y los placeres desordenados de nuestra egocéntrica naturaleza. Seamos realistas, el pecado satisface en gran medida el orgullo y la vanidad de nuestra carne, por eso la lucha contra él no es nada fácil.

A la hora de pecar no nos preocupa en lo mínimo cuánto podemos defraudar a Dios, lo importante es que nosotros prevalezcamos y quedemos bien ante el mundo así estemos quedando como lo peor delante de Él, lo que nos interesa es que nuestras necesidades sean satisfechas independientemente de qué tan bien o no estemos haciendo las cosas, en pocas palabras “cuando se trata de nosotros hasta Dios deja de ser importante”, una clara manifestación de la naturaleza pecaminosa.

Leer el resto de la entrada »

Página 1 de 29612345...1015202530...Última »