Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Imitar lo bueno

Imitar lo bueno

Imitar-lo-buenoNos es tan fácil imitar lo malo, pero tan difícil imitar lo bueno, y es que por naturaleza somos inclinados al mal, pero por deseo de nuestro espíritu debemos tratar de imitar el bien. Por alguna razón somos muy rápidos para adquirir malos hábitos, pero muy lentos para inculcarnos buenos hábitos.

La pregunta es: ¿Qué es lo que estoy imitando?, ¿De que forma estoy siendo influenciado por imitar lo bueno?, ¿Será que realmente dentro de mi corazón hay un deseo por imitar lo bueno?

Pablo le escribía a los Corintios: “Sed imitadores de mí, así como yo de Cristo.” 1 Corintios 11:1 (Reina-Valera 1960).

Yo siempre me he preguntado: ¿Seriamos capaces nosotros de decirle a las demás personas: “Sean imitadores de mi, como yo lo soy de Cristo”?

Y es que la verdad muchas veces nuestra vida no está imitando a Cristo, muchas veces nuestra vida no es el reflejo de que Cristo vive en nosotros, muchas veces no estamos viviendo como hijos de Dios, pues nuestra forma de ser, de comportarnos y de actuar es muy distinta a la que Dios quiere de nosotros.

Considero que cada día aprendemos algo bueno y si somos humildes y sinceros podemos concluir que cada día necesitamos aprender más del Señor, necesitamos imitarlo más, necesitamos hablar como hijos de Dios, comportarnos como hijos de Dios, reaccionar como hijos de Dios.

¿Cómo estamos reaccionando ante un mundo indiferente a Dios?, ¿Cuál esta siendo nuestra forma de vivir en ese mundo?, ¿Qué palabras salen de mi boca?, ¿Qué pensamientos hay en mi mente?, ¿Cuál es la forma en la que reacciono frente al mundo?

Debemos traer a la memoria cada día que nuestra tarea es imitar a Cristo, que nuestra forma de comportarnos y vivir tiene que ser justa y piadosamente. Que nuestro propósito cada día sea parecernos más a nuestro Señor y Salvador.

Imitemos lo bueno, desechemos lo malo, imitemos lo justo, desechemos lo injusto, imitemos lo humilde, dejemos la soberbia, imitemos lo espiritual y hagamos a un lado lo carnal.

Hoy es un buen día para recapacitar en mi forma de actuar y conducirme por la vida, hoy es un día en donde debemos traer a nuestra memoria una pregunta y ser sincero y humildes para contestarla. La pregunta es: ¿A quien estoy imitando?, ¿A Cristo Jesús?, sino es así entonces reflexionemos muy bien sobre nuestro andar.

¡Seamos imitadores del Señor!

“Y se nos instruye a que nos apartemos de la vida mundana y de los placeres pecaminosos. En este mundo maligno, debemos vivir con sabiduría, justicia y devoción a Dios” 

Tito 2:12 (Nueva Traducción Viviente)

Autor: Enrique Monterroza

Escrito el 4 de marzo de 2013 

Escrito originalmente para www.destellodesugloria.org

Autorizado para publicarse simultáneamente en: www.devocionaldiario.comwww.enriquemonterroza.com y http://reflexionesydevocionales.blogspot.com

Ahora puedes comentar con tu cuenta de Facebook:

2 Comentarios en “Imitar lo bueno”

  1. Imitar lo bueno | Enrique Monterroza :: Sitio Oficial Says:

    [...] Escrito originalmente para http://www.destellodesugloria.org [...]


  2. Marcela Says:

    Me cuesta mantenerme en el camino del señor,me ciento sola,,pero así mismo siempre ago lo bueno o pienso en mi padre y hablo de el ,,me hizo pensar mucho esta prédica


Deja un comentario